MOVIMIENTO NACIONAL POR LA RECUPERACIÓN DE LOS FERROCARRILES ARGENTINOS

MONAREFA / COMUNICADO A LA CORREPI
 
 

MONAREFA ESPECIAL

Del 23 de octubre del 2012

por la justicia

Mecánicos del ferrocarril - Ingeniero White, provincia de Buenos Aires / Estación Once de Septiembre en Buenos Aires - Argentina


BOLETÍN INFORMATIVO ESPECIAL Nº 3
Del 23 de octubre del 2012

NUEVAMENTE ENTREGAMOS ESTE TRABAJO QUE FUE PUBLICADO ENTRE 2006 Y 2008 Y VUELTO A PUBLICAR EN EL 2010.

LO QUE SE INTENTA HACER CON LOS TERRENOS FERROVIARIOS ES UNA ENTREGA TOTAL DE LAS MISMAS. SI ESTO SE CONSUMA, UNA PARTE DE NUESTRO PATRIMONIO SERÁ ENAJENADO PARA COMENZAR EL OLVIDO DEFINITIVO DE LO QUE FUE EL SISTEMA NACIONAL DE TRANSPORTE FERROVIARIO, INDUSTRIAS Y COMUNICACIONES. UN SISTEMA QUE PUEDE SER RECUPERADO Y MEJORADO. DE ESTO HABLA EL ULTIMO LIBRO DE JUAN CARLOS CENA.

AHORA ENTEGAMOS NUEVAMENTE LOS TRABAJADOS MENCIONADOS.

El Ferrocarril una cuestión nacional

¡TIERRAS FERROVIARIAS A LA VISTA!
GRITO DESDE EL MÁSTIL EL PINZON DE LAS INMOBILIARIAS BUITRES
Parte II

El Saqueo continúa: Quieren vender terrenos ferroviarios de Retiro, dicen que el objetivo es recaudar fondos para electrificar la Línea San Martín: Retiro-Pilar. Esta vez trenes y tierras, todo un negocio.

Los pillos son tantos, que no
es difícil que terminen por
ahorcar a la gente honrada.
W. Shakespeare


El Ferrocarril una cuestión nacional

Por Juan Carlos Cena* especial para Villa Crespo Digital

28 de febrero del 2006

TIERRAS FERROVIARIAS: EL SAQUEO CONTINÚA

¡Tierras ferroviarias a la vista!: Gritó desde la cofa el Pinzón de las empresas inmobiliarias buitres

El Saqueo continúa: Quieren vender terrenos ferroviarios de Retiro, codician las Tierras de Talleres Liniers, Remedio de Escalada, Santos Lugares, Estación Mendoza, entre otras. Pero el vigía de los buitres avistó en la zona de Puerto Madero, tierras de la UBA Tierras ferroviarias y universitarias, todo un negocio.

TALLERES ROSARIO Y TANTOS MÁS...

Antes de continuar debemos preguntarnos que pasó con las tierras y las instalaciones de los talleres de Rosario transformados en un gigantesco Centro Comercial. Del mismo modo preguntar por el control de la aplicación de la Ley de Silos que autorizaba a aprovechar los predios de los cuadros de estación para instalar silos para la acumulación de granos, en espera del tren granelero. Los trenes no transitan más, las estaciones están clausuradas, y éstos acopiadores siguen utilizando y construyendo silos que descargan en flotillas de camiones. ¿Quién los autorizó? Nunca se habló del incendio de la estación internacional de Mendoza, construida por los ferrocarriles ingleses, ubicada en pleno centro de la ciudad. Lugar codiciado por los inmobiliarios buitres, como así los terrenos de los talleres de Mendoza.

La codicia por las Tierras de talleres de Santos Lugares, Rosario, Liniers, Almacenes de Remedio de Escalada, Depósitos de Locomotoras, vagones, coches, predios, playas de estaciones, o como en Quilmes, desde donde se impulsa reemplazar un ferrocarril por una ruta, La “flojedad” de este gobierno y de los anteriores permite que cualquier palurdo, chichipio o como se llamen, estos seres buitres, se sientan con derecho sobre los bienes ferroviarios y los restos de las otras empresas del Estado. Permitiéndose sugerir el reemplazo de un trazado ferroviario por una ruta. La noticia dice que “El gobierno bonaerense anunció que construirá un camino exclusivo para ómnibus sobre la traza del ex ferrocarril provincial, que comunicará La Plata con Avellaneda”. La noticia fue difundida luego de una “reunión que mantuvieron el gobernador Felipe Solá y el Ministro de Infraestructura provincial Eduardo Sícaro, con la vicepresidente del Banco Mundial para América Latina y el Caribe, Pamela Cox, donde acordaron que el organismo internacional financiará este proyecto” “Sola manifestó al respecto que “vamos a poner en marcha un sistema de tránsito rápido por autobús, con pasajes a bajo costo, un literal puente carretero entre La Plata y Avellaneda donde residen casi siete millones de personas” Fuente: El Quilmeño – 20/06/05.

Pingüe negocio es este corredor para la industria del transporte automotor, pensar solamente como proveedor de unidades de colectivos y repuestos. Este anuncio es la reafirmación que la política nacional sobre el sistema de transporte nacional es la continuación de la diseñada en tiempos del menemato.

Proseguimos con Retiro. Carlos Grosso ex intendente de la Capital Federal, planteaba sacar las estaciones fuera del área de Retiro para descongestionar la zona, con los mismos argumentos actuales. Era, igual que hoy, todo un emprendimiento inmobiliario, se lo impidieron los vecinos de la avenida El Libertador. Pero los buitres siguieron insistiendo.

Todas las capitales del mundo de los países serios y desarrollados tienen ubicadas sus estaciones en el corazón de sus ciudades más importantes como Madrid, Roma, Paris, Barcelona, Londres, Berlín, Bonn, Moscú, entre otras.

Este gobierno ha eludido el debate con la ciudadanía, con los idóneos, con los órganos parlamentarios correspondientes. Actúa como si fueran de ellos. ¡NO!, ellos son simples administradores. Le hace coro a la prepotencia inmobiliaria. Estas, inmobiliarios buitres, creen que son dueñas de las tierras de la nación. Creen, porque se lo permiten.

Únicamente no vienen por las tierras ferroviarias. ¡No!, ni mucho menos. Vienen por todas, y en este caso, por las de la Universidad de Buenos Aires, como veremos más adelante de esta nota. Son los mismos buitres inmobiliarios, personajes que aparecieron de la mano de Menem y las caricias de Carlos Grosso, pero que hoy continúan obstinadamente en la apropiación de tierras del Estado. Y el Estado ¿dónde esta?

Pero independientemente de la voluntad autoritaria de liberar tierras del ferrocarril para favorecer a las inmobiliarias, con el pretexto de construir viviendas y parques, se disparó el debate en la Capital Federal. Prestigiosos urbanistas consultados por varios medios, entre ellos Clarín dicen que debe haber un proyecto integral previo para la zona. Algunos objetan también que ese dinero se destine únicamente a la electrificación del Ferrocarril General San Martín.

Más de 400.000 personas transitan cada día por Retiro, que tiene problemas crónicos derivados de la concentración de transportes. Allí funcionan tres líneas ferroviarias con sus respectivas estaciones, una línea de subte, decenas de líneas de colectivos, la estación de ómnibus de larga distancia y la terminal de cargas del puerto, con el consecuente tránsito de camiones. Allí confluyen autopistas. Y en el medio está la Villa 31. Todos los análisis se han “olvidado” de agregar, las vías de intercambio.

Todo comenzó con fuerza en 1996, cuando la Sociedad Central de Arquitectos organizó un concurso internacional de ideas. Los ganadores fueron contratados por el Ente Nacional de Bienes Ferroviarios (Enabief). Y en forma consensuada con la Ciudad se hizo un plan maestro para 78 hectáreas y un proyecto de normativa, que nunca fue tratado por el entonces Concejo Deliberante porteño. ¿Por qué?

En el 2000, por encargo de la Corporación Puerto Madero —integrada por la Nación y la Ciudad—, el mismo estudio de arquitectura replanteó su proyecto original, para abarcar 300 hectáreas y crear una plataforma logística de infraestructura. Resultó demasiado ambicioso e inviable. A mediados de 2005, la Corporación y los arquitectos retomaron el tema, en dimensiones factibles. Y decidieron comenzar por la etapa menos compleja: la urbanización de una franja de 18 hectáreas sobre Avenida del Libertador.

El presidente de la Sociedad Central de Arquitectos, Daniel Silberfaden, subraya la necesidad de defender el proyecto surgido del concurso. 'En las bases se establecía, como compromiso del Estado, que el dinero se destinaría a tres fines: pagar la construcción del nudo de trasbordo (traspaso de pasajeros entre trenes, subterráneos, colectivos y taxis); solucionar el problema de la Villa 31, y electrificar el Ferrocarril San Martín'.

Para Silberfaden, la urbanización de 'un área importante de la Ciudad' es positiva, porque 'sirve para nuevos negocios inmobiliarios y para seguir el desarrollo de Puerto Madero; pero sólo si el producto de la venta se usa en esos tres objetivos'.

Julio Keselman, ex presidente de la Sociedad Central de Arquitectos, dice que primero es imprescindible trazar una estrategia de urbanización para toda la zona, y recién después 'empezar por lo más rico, que es Libertador. Pero no hagamos negocios con la Ciudad para malgastar hectáreas: van a enriquecer Libertador a expensas de arruinar el resto, por no estudiar los condicionantes'. De todos modos, está en desacuerdo con los lineamientos urbanísticos para esa franja: 'Una vez más se está taponando el río. Además, no estaría mal dedicar todo a espacios verdes, con el enorme déficit que tiene la Ciudad. Hay que pensar menos en el negocio y más en las necesidades de la gente'.

El arquitecto Osvaldo Guerrica Echevarría, presidente de la Asociación Amigos del Lago de Palermo, huele en el proyecto un negocio privado con tierras públicas: 'Las organizaciones vecinales de la Ciudad sostenemos que las tierras nacionales, como las ex playas ferroviarias, deben ser destinadas para uso y utilidad pública, preferentemente para espacios verdes. El altísimo impacto ambiental negativo que traería aparejado el uso inmobiliario intensivo de estas tierras redundará en perjuicio nuestro'.

Para el urbanista Juan Manuel Borthagaray, las instalaciones ferroviarias de Retiro y sus tierras circundantes son un bien que se debe preservar. 'Es cierto, se podría afectar a la urbanización la franja paralela a Libertador, entre Plaza San Martín y Callao, sin que sufra la circulación ferroviaria. Pero esas son las reservas urbanas de la Ciudad y no es cuestión de agotarlas para hacer más de lo mismo, recreando otro borde para Libertador', argumenta.

Borthagaray insiste que 'no hay una necesidad urgente o un beneficio social' que justifiquen construir más hoteles u oficinas.

El decano de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la UBA, Jaime Sorín, señala que 'el problema de la Ciudad es que no tiene un plan estratégico ambiental que defina qué debe hacerse con las tierras públicas y hacia dónde va a crecer. Al fin de cuentas, son tierras de la Ciudad, y es ésta la que tiene que dar la codificación; pero sin un plan estratégico, tampoco se puede definir qué se puede hacer'.

Silberfaden coincide con este punto y recuerda que el proyecto encargado por la Corporación Puerto Madero 'aún debe ser presentado a la Legislatura para que apruebe la normativa y la zonificación, lo que es imprescindible para que el Onabe (Organismo Nacional de Bienes del Estado) pueda vender las tierras'.

El Gobierno porteño está trabajando sobre el tema vial. 'La tarea que ya está en curso se basa en completar la salida de la autopista Illia hacia la Provincia, como parte del tramo norte del anillo de circunvalación de la Ciudad', dice el secretario de Infraestructura y Planeamiento porteño, Roberto Feletti. Por otra parte, se sigue discutiendo con la Nación la definición de la Autopista Ribereña, que uniría la autopista Illia con el acceso a la autopista Buenos Aires-La Plata. 'La construcción de este tramo fue concesionada por la Nación a Coviares, que no la concretó. Por eso la Ciudad reclama que se la transfieran para hacerse cargo de los trabajos', dice Feletti.

El funcionario agrega: 'También buscamos poner en valor los entornos de Aeroparque, el puerto y Retiro, pero este es un proceso complejo que requiere intervención legislativa'.

El destino de los terrenos del Estado no puede determinarse de un modo arbitrario. Son las tierras disponibles más caras de la Ciudad y en ellas se deposita la expectativa de resolver un conjunto de problemas: se trata de mejorar la congestión del transporte público que hay en la zona.

Pero lo más perturbador es que aún la Ciudad de Buenos Aires carece de un Plan Urbano Ambiental, que marque los lineamientos básicos sobre zonificación y empleo de las tierras y oriente el desarrollo urbano.

Previo, entonces, a comprometer de un modo irreversible el destino de un espacio urbano de características tan excepcionales como este, debe contarse con el referido Plan Urbano Ambiental y darse un debate público en el cual intervengan todos los actores involucrados, incluyendo a los urbanistas, arquitectos y vecinos. De otro modo y, únicamente, para costear una obra de infraestructura, se cederá uno de los escasos tesoros inmobiliarios que tiene en su poder el Estado.

Lo único cierto es que el gobierno ha eludido todos los debates, cambios de ideas, de proyectos, de pareceres, y así. El gobierno tiene una conducta consecuente, no debate, y el no querer debatir, no escucha, a pesar de las reiteradas veces que el Presidente pide que lo ayuden. La pregunta de rigor es: ¿Cómo?

Volvamos a la Universidad. Por otro lado es auspicioso que los jóvenes estudiantes se preocupen y defiendan lo que creen que es de su pertenencia, los predios e instalaciones de sus lugares de estudio, en este caso el Nacional Buenos Aires. En consecuencia reproduzco un comunicado de prensa del Centro de Estudiantes.

Ante un nuevo grito del Pinzon de las inmobiliarias buitres, tras avistar tierras, esta vez de la Universidad Nacional de Buenos Aires, los estudiantes del Colegio Nacional Buenos Aires, se transformaron en honderos, aprestaron sus hondas para ahuyentar a los buitres inmobiliarios, diciendo al mismo tiempo en un comunicado del 29 de febrero del 2006: NO A LOS NEGOCIADOS DE LA U.B.A. CON LA CORPORACION PUERTO MADERO POR EL CAMPO DE DEPORTES

Alumnos del Colegio Nacional de Buenos Aires nos dirigimos a ustedes para hacer pública una situación que nos preocupa. A fines del mes de diciembre de 2005, nos enteramos por un articulo en el diario Clarín que el Consejo Superior de la UBA, universidad de la que nuestro colegio depende, esta considerando una oferta de la Corporación Antiguo Puerto Madero Sociedad Anónima (CAMPSA) que propone una concesión sobre el terreno utilizado como campo de deportes del Colegio en Puerto Madero.

La idea de la Corporación es resolver con este contrato un problema legal que tiene desde la década del 90 con la UBA por estas tierras millonarias que ahora utilizarían para construcción, obteniendo un beneficio económico descomunal. El terreno fue donado hace casi un siglo al Colegio y mediante una ley se establecía que seria para uso exclusivo de la institución.

Durante la presidencia de Carlos Menem, fue creada la poderosa Corporación Puerto Madero, con el fin de urbanizar las 170 hectáreas del lugar y con la facultad de poder vender, conceder, permutar y arrendar total o parcialmente los inmuebles incorporados a la zona.

El Estado Nacional, así, ha transferido a la Corporación inmuebles que solo pueden ser desafectados de la esfera publica a través de una Ley del Congreso de la Nación, pero que en este caso fueron transferidos por la voluntad unipersonal del entonces Presidente Carlos Menem.

De este modo, aunque las tierras son publicas, la Corporación tiene la capacidad de disponer de ellas como si fueran privadas (sin siquiera haber presentado al Estado, desde 1995, un balance del dinero obtenido con el millonario negocio).

Así, en los 90 a comenzado una batalla legal entre la UBA y la Corporación por la propiedad del campo de deportes; en estos años, el valor de las tierras en esta zona ha aumentado espectacularmente, con lo que la Corporación se vio ante la imperiosa necesidad de obtenerlas como fuera, haciendo una jugosa oferta al Consejo Superior para resolver el problema.

Proponen entregarle al Colegio, a cambio de la mitad mas valiosa del campo, un terreno perteneciente a la Armada (que recibiría a cambio un Centro de Ideografía en Costanera Sur) a 100 metros del predio.

Además, (y aquí lo interesante de la oferta para los integrantes del Consejo) entregarían a la UBA una elevada suma de dinero que puede ser utilizada como lo disponga el Consejo y sin una visible transparencia en su manejo.

Causalmente, el Consejo ha decidido tomar la decisión final rápidamente y durante el receso estudiantil, habiendo incluido, en el proyecto de acuerdo, una cláusula que pide la ratificación del mismo dentro de los treinta días próximos a su primera firma, y sin informar a los alumnos, principales involucrados e interesados en el asunto, y a buena parte del resto de la comunidad educativa lo que sucedía.

De hecho, el rector de la UBA Guillermo Jaim Etcheverry se apresuro a firmar el acuerdo provisional sin previa consulta al Consejo, máxima autoridad resolutiva de la Universidad, que se enteró de la situación días mas tarde, salteándose varios pasos claves dentro de la legalidad universitaria.

De todas formas, luego del articulo publicado por Clarín, la noticia trascendió entre alumnos y ex alumnos que, preocupados por lo que pudiera ocurrir, organizamos a fines de diciembre un -abrazo simbólico- al predio, manifestándonos en contra del acuerdo y de la forma en que fue manejado el asunto.

El día siguiente a este acto fue la fecha pactada por el Consejo para tratar, entre otros, el tema del campo de deportes, de modo que más de doscientos miembros de la comunidad educativa nos hicimos presentes en la sede del Consejo para formalizar nuestro reclamo.

Sin embargo, al llegar nos informaron que no teníamos permitido el ingreso a la sala.

La situación se puso tensa y, finalmente, logramos entrar entre empujones y gritos. Un consejero estudiantil cedió la palabra a la Presidenta del Centro de Estudiantes de nuestro colegio, que en unos minutos explica nuestra postura.

Luego de que casi todos los consejeros se mostraran a favor de la firma del acuerdo, se decidió discutir el tema a partir del 15 de febrero en una comisión, y que la decisión definitiva fuera tomada el primero de marzo. Con todo esto, la dificultad para organizarnos es enorme y el tiempo que disponemos para hacerlo es muy poco.

El Consejo Superior argumenta que el presupuesto que la UBA recibe del Estado es muy bajo, y que por ese motivo se hace necesaria la firma de la concesión y la captación del dinero correspondiente.

De esta forma, en lugar de exigir un aumento claramente necesario del presupuesto educativo y mantenerse firme en esa postura, la Universidad estaría firmando un acuerdo extrajudicial, otorgando bienes públicos para ser utilizados como si fueran privados y, fundamentalmente, atentando contra la educación: dejaría de lado su papel de ente educador y, en lugar de defender lo propio, arma un turbio negocio con un símbolo para una importante mayoría de ex alumnos, alumnos y futuros alumnos como lo es el campo de deportes.

El dinero obtenido con la eventual firma del contrato quizás sea útil a corto plazo (o quizás, como tantas veces ocurría, se termine pronto y sin explicación), pero algún día se acabará y otra vez habrá que ceder algo. Por eso, consideramos más lógico y prudente que el Consejo Superior se sume al incansable pedido de estudiantes y docentes por un aumento considerable del presupuesto educativo, en lugar de entrar en el juego de sectores a los que la Corporación pertenece, que planean seguir creciendo aun a costa del deterioro de la educación.

El Consejo Superior, además, señala que el nuevo campo de deportes tendría mayor extensión y una mejor infraestructura (dado que la Corporación, casi a modo de soborno, ha ofrecido otorgarle a la Universidad todo lo que pidiera para la instalación). Sin embargo, consideramos que las condiciones del campo actual son satisfactorias, de modo que no queremos caer en la ambiciosa idea de un lugar mejor que el que hoy tenemos.

Por otra parte, además de tener en cuenta la situación como principales afectados, la consideramos como habitantes de Buenos Aires. En la Ciudad, la cantidad de espacios verdes se reduce año tras año y el llamado -desarrollo urbano implica un impacto ambiental preocupante.

La firma del acuerdo significaría la desaparición de uno de los últimos espacios verdes de Puerto Madero, una muy probable construcción de monumentales edificaciones, la tala de los árboles del predio y una contaminación visual alarmante enfrente de la misma Reserva Ecológica.

Por todo esto, llamamos a todos los medios y habitantes de la ciudad a interesarse en el tema, esperando que la situación se resuelva en la Justicia y con justicia.

Somos alumnos del Colegio y otros miembros de la comunidad educativa (padres, docentes, algunos ex alumnos, etc.) que, decididos a defender lo que es nuestro y de todos (se trata de tierras que originalmente pertenecen al Estado), nos enfrentamos a una poderosa agrupación de empresarios, con un organizado equipo de abogados, y con la complicidad cada vez mas evidente de las máximas autoridades de la Universidad.

Lo que ocurre, además de preocupante, es inmediato: los días para la reunión definitoria del primero de marzo están contados, los personajes a los que nos enfrentamos son muy poderosos y las cosas por hacer son muchas.

Necesitamos, entonces, el apoyo y aporte de todos los que reciban la noticia; confiamos en que los medios nos ayudaran en la empresa de hacer pública la cuestión y se contactarán con nosotros, y en que la gente se involucrara con el asunto.

Convocamos a todos los medios a la conferencia de prensa que realizaremos este sábado a las 16.00 horas en nuestro campo (Juana Manso entre Macacha Güemes y Trinidad Guevara) luego del abrazo simbólico que haremos junto a los compañeros y al que invitamos a todas las agrupaciones políticas y asociaciones barriales.

Alumnos del Colegio Nacional de Buenos Aires.

Julieta Mellano - Presidenta del Centro de Estudiantes.

Las tierras del Palomar, el negociado de la CHADE-Compañía Hispano Argentina de Electricidad, luego CADE, Compañía Argentina de Electricidad, el tema de las carnes, los frigoríficos La Anglo, Swift, el gran negociado de la construcción, instalación y explotación de la red de subterráneos de Buenos Aires, manejado por la entonces CHADE, participando Siemens, y Geopé, entre otros.

Pero, el caso de las tierras del Palomar fue el más significativo.

Lo denunció el senador conservador por Jujuy, Benjamín Villafañe. “Lo más grave del asunto residía en la complicidad de varios diputados, conservadores y radicales, que habían sido coimeados para incluir la partida correspondiente en el presupuesto…El suicidio de un ex diputado radical, abrumado de vergüenza por el descubrimiento de su participación, agregó un toque de dramatismo, y si se quiere, de decencia última del sórdido affaire”.

Affaire en las tierras, carnes, electricidad, transporte, compra de material al exterior, hoy con el petróleo, tierras, compras de material al exterior, gas, ventas de tierras en todo el territorio a extranjeros, deforestación para tener más tierra para más soja, paralización, cerramiento y desguace de los ferrocarriles, YPF, Gas, Flota Fluvial, ELMA, Aerolíneas Argentinas, Obras Sanitaria, Teléfonos, todo se repite. Es para recordar las palabras de Benjamín Villafañe conservador, cuando aseguraba “que las empresas extranjeras no tenían preferencias políticas; apoyan al que mejor les servía”.

En agosto de 1940 se difundió en el Senado el informe de la comisión investigadora que había profundizado el asunto. La voz de Alfredo Palacios, senador socialista por la Capital Federal desmontó las piezas de la operación.

El informe de la Comisión Investigadora sobre la CADE, dice en una de sus partes: la CADE, como su antecesora la CHADE, resulta ser foco potente de explotación pública y de explotación social, política y administrativa y hasta elemento perturbador de la función del Estado En su afán de lucro y poderío, el gran consorcio internacional Sofina, con su reconocida potencia y por intermedio de la CADE, ha pervertido la conciencia de afamados profesionales, a los que dispensa inmerecido respeto y jerarquía, ha prostituido en su provecho a gran parte de la prensa de esta Capital; ha contribuido a la corrupción de algunos partidos políticos; ha defraudado al Estado impunemente; ha mancillado los estrados de la justicia, paralizando juicios o haciendo dictar fallos injustos para beneficiar su nombre, intereses y situación; ha puesto a su servicio poderes y funcionarios del Estado; ha atentado, en fin, hasta contra el ejercicio pleno de la soberanía”. Toda un lápida, como se ve, que no hay fuerza motriz capaz de levantar hasta la fecha.

“Hegel dice en alguna parte que todos los grandes hechos y personajes de la historia universal se producen, como si dijéramos, dos veces. Pero se olvidó de agregar: una vez como tragedia y otra como farsa” Carlos Marx – El dieciocho Brumario de Luís Bonaparte.

Acá, en este país, hemos transitado todos los escenarios, desde la farsa, lo burlesco, el sainete, las comedias y sume el lector lo que más parecido cree que debe ser. Para terminar agrego que, cualquier semejanza con la actualidad es pura casualidad.

Fuentes consultadas Jorge S. Zappino Tierra y negocios en la historia argentina 1810-1935. El Ferrocidio – Autor Juan Carlos Cena Los Ferrocarriles – Raúl Scalabrini Ortiz Historia de los Ferrocarriles Argentinos. Los Negociados H.N. Casal – Centro Editor. Historia de Argentina Cuadernos de Hyspamérica – 1930-1943. Historia Argentina – Eugenio Gastiazoro. Tomo IV –Edit. Agora Diario Clarín Diario La Nación Diario El Quilmeño Trabajo Asamblea Popular de Linieres Asociación Argentina de Vías Verdes Asociación Amigos del Lago de Palermo Agencia Nac&Pop de Noticias.

* Juan Carlos Cenas Miembro fundador del Mo.Na.Re.FA. Movimiento Nacional por la Recuperación de los Ferrocarriles Argentinos.
Autor de:
El Guardapalabras, memoria de un ferroviario (1998)
El Cordobazo, una rebelión popular (1999)
El Ferrocidio 1º edición (2003)
Crónicas del Terraplén (2007)
El Ferrocidio 2º edición ampliada (2008)
Ferroviarios, Sinfonía de Acero y Lucha (2009)
Ex Secretario General del Personal de Dirección de APDFA - Organismo Central (1984-1989)

Publicada por primera vez el 28 de febrero del 2006, reproducido el 23 de julio del 2010.


LIBRO: FERROCARRILES ARGENTINOS DESTRUCCIÓN / RECUPERACIÓN: YA ESTÁ A LA VENTA

Abjurar del nombre de Ferrocarriles Argentinos es como entregar la bandera de nuestra identidad al colonialismo.

Juan Carlos Cena

COMUNICARSE AL: 4373 3042 - CORREO ELECTRÓNICO: LANAVEDELOSLOCOS: lanavedeloslocos1@hotmail.com (preguntar por Sergio o Hernán)

Secretaría de Prensa

Correo electrónico: actividadesmonarefa@yahoo.com.ar

FUENTES: fuentes propias.

Caracteres: 26.195

Abril 10, 2018 19:23

relojes web gratis

Página principal

MAPA DEL SITIO

contador    

my widget for counting
contador