2018

PÁGINA PRINCIPAL / MAPA DEL SITIO / BUSCADOR DE NOTICIAS

Martes, 25 Septiembre, 2018 18:18
 
 

 

 

 

 

HISTORIA / GOLPE DE ESTADO

 

GOLPE DE ESTADO CONTRA HIPÓLITO YRIGOYEN

6 de septiembre de 1930

Por Elena Luz González Bazán especial para Villa Crespo Digital

25 de septiembre del 2018

El primer golpe de Estado en el siglo XX. Este golpe de estado inicia un largo recorrido en ese trayecto político, económico y social. El golpe contra el gobierno constitucional de Hipólito Yrigoyen, el llamado caudillo Radical de dilatada trayectoria política, se da aquel 6 de septiembre de 1930, cuando el líder popular estaba por cumplir dos años de su segundo mandato.

Indudablemente Hipólito Yrigoyen fue un líder de masas, que llega por primera vez a la presidencia de la Nación por el sufragio universal y secreto.

Esta última modalidad fue introducida en 1912 por la “Ley Sáenz Peña, entre 1916 y 1922 cumplirá su primer mandato, sin reelección y luego volverá a ser entronizado por el voto popular por un segundo mandato que comienza en 1928 y debía concluir en 1934.
Las condiciones que precipitan la incursión militar, alentada desde diversos sectores civiles y los factores de poder, se basaron en lo que desde los sectores de poder afirmaban un clima de desorden, el deterioro de la figura presidencial y del sistema político, en la deficiente acción política del gobierno y las serias dificultades para el ejercicio de poder en ese contexto y en el marco del malestar generalizado por la crisis económica general de 1929/30, esta fue la crisis de Wall Street que golpeará a nuestro país. La consecuencia más trágica fue que golpeó a más de 1.500.000 puestos de trabajo.

Los factores de poder abonaron la desestabilización institucional, a esto se sumaron los intereses y opositores políticos de diversos ámbitos, la propaganda y prensa adversa, las manifestaciones callejeras y la disposición a tal efecto de parte importante del Ejército. Estos aspectos afectaron la figura del Presidente que, además, se encontraba recluido por enfermedad en su domicilio particular. Toda la semana previa al golpe será de gran ebullición opositora plasmada en continuas reuniones conspirativas, entre manifiestos y proclamas.

El centro porteño, más claramente la calle Florida entre Rivadavia y Lavalle, se presentaba como escenario de continuas manifestaciones juveniles adversas. El día 4 muere el empleado bancario (primero supuesto estudiante) Juvencio Aguilar, baleado por los guardias en la represión de una escaramuza provocada durante el intento de un grupo por ingresar a la Casa de Gobierno.

El velatorio realizado en el edificio de la vieja Facultad de Medicina fue otro ámbito de agitación. El clima conspirativo resultaba ya imparable. El 5 de septiembre, el presidente Hipólito Yrigoyen delega el mando en el vicepresidente Enrique Martínez.
Al día siguiente se produce la caída definitiva del Gobierno. Grupos de exaltados asaltaron su casa particular (ubicada en la calle Brasil 1039, a la que llamaban “la cueva”) destrozando completamente sus pertenencias.
Además que fueron incendiados diarios partidarios, y arrastraron un busto del Presidente.

LA VUELTA AL CONSEVADURISMO

El carácter y políticas del nuevo poder se mostrarían elitistas, a pesar de las manifestaciones aprobatorias en las calles y del consenso inicial, basado principalmente en el desprestigio del gobierno derrocado.
Se inaugura así la llamada “década infame”, período de dominación hegemónica de sectores más concentrados de la economía y de restricción de la participación política ciudadana, anulada en reiterados fraudes electorales. Además, se estrechan lazos económicos con potencias extranjeras, fundamentalmente con Gran Bretaña.

CARACTERÍSTICAS DE LOS GOLPES DE ESTADO

Los golpes subsiguientes serán en el mismo marco y con un brazo ejecutor: las fuerzas armadas, un brazo intelectual: las clases sociales denominadas oligárquicas, aunadas a los intereses extranjeros.

Un brazo económico: las políticas que se implementaron a partir de la entrada del FMI en 1957 y los procesos de endeudamiento, inflación, bajos salarios, desocupación que afectaron siempre a los trabajadores.

Un acompañamiento civil que se basó en sectores medios que no dudaron en golpear cuarteles o bien, hicieron caso omiso de las violaciones a los derechos humanos en todo tiempo y lugar.

A MODO DE COROLARIO

Este gobierno de Hipólito Yrigoyen, sus dos presidencias, la segunda truncada por el golpe de estado, dejó la creación de YPF – Yacimientos Petrolíferos Fiscales, una obra monumental que aseguró las fuentes de energía para el país, los desguaces, entregas y destrucción de ésta empresa, en particular, y de los bienes de la Nación, en general, fue parte de todos estas décadas.


FUENTES: varias y propias.

Caracteres: 4642



contador

 

my widget for counting
contador